Tu centro de fisioterapia especializado en suelo pélvico, en Málaga

Quiénes somos

El centro Fisionor nace de la necesidad de ofrecer un servicio a un público cada vez más consciente de la importancia de un cuidado adecuado, concrétamente nos referimos al público malagueño; su interés por el salud y su forma de mantener el equilibro “cuerpo y mente”, para lograr sentirse felices.

Fisionor está compuesto por un grupo de profesionales en diferentes disciplinas de fisioterapia musculoesquelética, perineal de mujer y hombre, así como monitores para actividades grupales a pequeños grupos de personas, además de especialistas en otras terapias.

Nuestro centro frente al mar nos permite realizar actividades en el exterior, en un inmejorable local con historia para Málaga, reformado ahora para ofrecer la mejor experiencia al servicio de su bienestar.

Técnicas

Tanto para el tratamiento de patologías
como para su  prevención, nuestros especialistas ponen a tu disposición
diferentes técnicas para tu bienestar.

Desde la Fisioterapia te ayudaremos a prevenir y tratar patologías del suelo pélvico sin importar la edad y siempre buscando conseguir tu bienestar.

Vosotros también tenéis suelo pélvico y podéis sufrir lesiones que disminuyan la calidad de vida, afecten a la esfera sexual e incluso a la actividad deportiva.

Queremos que vivas tu embarazo con tranquilidad y sin molestias, seas protagonista de tu parto y tengas una mejor recuperación posparto.

Trabajamos lesiones localizadas en músculos, articulaciones y nervios que provocan pérdida de función y/o dolor mediante tratamientos personalizados.

Clases en grupos reducidos de distintos tipos según tus necesidades y objetivos, con la idea de prevenir e incluso tratar lesiones mediante el ejercicio físico.

También
en Fisionor

Trabajamos en equipo junto a otros profesionales para poder ofrecer un servicio más completo y abordar las patologías de manera multidisciplinar.

Cuidamos de tu salud

Para conseguir un estado completo de bienestar y avanzar acordes a nuestra edad con la mayor autonomía posible, debemos cuidarnos desde los pies a la cabeza sin dejar atrás ninguna parte de nuestro cuerpo.

Invertir en salud es invertir en felicidad.

¿Tienes alguna duda?
Contacta sin compromiso